Four Seasons Hotel New York Downtown, ícono en la gran ciudad

La ciudad de Nueva York es sin duda la favorita de  muchos, ya sea por negocios o por placer, la ciudad enamora con su espíritu en constante movimiento y por sus increíbles rascacielos, además de sus ya memorables y amados edificios, sin dejar de lado Central Park. Y hablando de lo que la caracteriza nada como hospedarse en el Four Seasons Hotel New York Downtown, un ícono arquitectónico en el corazón del bajo Manhattan, ubicado en el corazón de Tribeca y en las calles arboladas de West Village, el Four Seasons Hotel New York Downtown está a pocos pasos del World Trade Center, los elegantes restaurantes y tiendas de SoHo, los audaces rascacielos de Wall Street y el paseo marítimo.

Ubicado en una de las torres residenciales más altas de la ciudad y diseñado por el renombrado arquitecto Robert A.M. Stern, el hotel se eleva por encima de un barrio que se reescribe cada día, dándole la bienvenida en la cima de la sofisticación y el estilo en el corazón de Tribeca, con una sofisticación y energía que combinan con las de Nueva York, el edificio emblemático es un ícono de la elegancia urbana y un destino inolvidable en el centro de la ciudad. Experimente un nuevo tipo de elegancia urbana, con un spa de clase mundial, una piscina ultra moderna y del restaurante CUT by Wolfgang Puck, el primer establecimiento del chef en Manhattan.

El Four Seasons Hotel New York Downtown ocupa los primeros 24 pisos de la emblemática torre de 82 pisos diseñada por Robert A.M. Popa. Elevándose sobre el bajo Manhattan, el exterior de piedra caliza y concreto del edificio tiene un impacto dramático en el horizonte del centro de la ciudad.

La firma de diseño Yabu Pushelberg creó un aspecto deliberadamente asimétrico para el hotel, con curvas cerradas, escaleras imponentes y piedra y mármol recurrentes en todas las habitaciones, el spa y la piscina. La piscina es única y esta rodeada por ventanas de piso a techo, lo que la convierte en un oasis urbano.

Un ejemplo de su buen gusto es su Suite Gotham con terraza privada de 3.7 metros cuadrados, donde podrá contemplar la ciudad que se extiende ante su mirada. Estas suites le permiten disfrutar del bullicio de Nueva York desde de el piso 24, con una amplia área de descanso y un baño inspirado en un spa para relajarse al final de un día ajetreado.

Nueva York es la ciudad más interesante del mundo desde el punto de vista culinario y las opciones en el hotel no se quedan atrás, podrá disfrutar de suntuosos desayunos, almuerzos relajantes y cenas con excelentes cortes de carne de la mejor calidad: el célebre chef Wolfgang Puck ha abierto su primer restaurante en Manhattan, CUT, con sede en el New York Downtown, un sofisticado restaurante que es el hogar de creativos cócteles y el mejor wagyu de la ciudad.

No olvide reservar un tiempo de relajación en uno de los mejores spas de la ciudad: aquí mismo, en el Four Seasons, donde se combina la cultura y los recursos de todo el mundo para crear un paraíso de belleza y bienestar. Encienda los sentimientos de romance y profundo amor a través de un masaje de pareja con un cálido cuarzo rosa y aceites esenciales.

El Four Seasons New York Dowtown es la mejor opción para su estancia en la ciudad de los rascacielos, es ideal para descubrir o redescubrir la ciudad y enamorarse de ella.